Compuesto de la semana: Propofol

El propofol, comercializado bajo el nombre diprivan entre otros, en un medicamento sedativo de corta acción que disminuye el nivel de conciencia y genera pérdida de memoria de corto plazo. Se emplea para iniciar procesos de anestesia general, sedación de adultos que necesiten ventilación mecánica. También se emplea en pacientes con estados epilépticos cuando otros medicamentos no han sido eficaces. Se administra vía endovenosa con efecto máximo al cabo de dos minutos. Su efecto dura entre 5 a 10 minutos.
Estructura del propofol

El medico veterinario John B. Glen desarrollo el propofol por espacio de 13 años, culminando en 1977, esfuerzo que le significó el Lasker award en 2018. Actualmente se comercializa en una emulsión consistente en 1% de propofol, 10% de aceite de soya, 1,2 % de fosfolípidos de huevo, 2,25 % de glicerol, hidróxido de sodio y EDTA. La anterior formulación le da un aspecto lechoso al medicamento, por lo cual se ha generado un juego de palabras llamándolo “leche de amnesia”, parafraseando a la leche de magnesia, de aspecto similar.

Estructura 3D del propofol

Actualmente, el propofol se encuentra aprobado para su uso en más de 50 países y se encuentra en la lista de medicamentos esenciales de la Organización Mundial de la salud (WHO). A nivel comercial, se encuentran tanto versiones genéricas como de marca y sus precios oscilan entre algunos centavos de dólar hasta casi 9 USD por vial.

Sus usos son variados, su primer uso reconocido fue en medicina veterinaria como medicamento para anestesia. Se emplea en anestesia general en humanos, donde ha reemplazado el tiopentato sódico, tanto en sistemas de anestesia manuales como en formulaciones administradas a través de sistemas computarizados. El propofol se emplea en unidades de cuidados intensivos en pacientes que requieren de ventilación mecánica para mantenerlos bajo sedación, debido a que la recuperación del paciente después de su aplicación es más rápida.

Otros usos del propofol incluyen su empleo en la ejecución de prisioneros en EEUU, autorizado por la corte suprema del estado de Missouri, aunque no se han realizado ejecuciones con propofol debido al temor de un bloqueo de las exportaciones de este medicamento hacia EEUU en represalia a esta política.

También se ha empleado propofol como droga recreativa a través de auto aplicación, aunque los reportes son pocos debido a sus potentes y rápidos efectos. La principal población afectada por el uso recreacional de este medicamento son los miembros de servicios de salud, en especial personal con acceso al propofol como anestesistas. A pesar de esto, se han reportado casos de sobredosis de propofol.

Este compuesto salto a la fama cuando la oficina del forense del condado de Los Ángeles llego a la conclusión que el musico y cantante Michael Jackson había muerto debido a una mezcla de propofol y medicamentos como Lorazepam, midazolam y diazepam el 25 de junio de 2009. 25 mg de propofol fue administrado por su medico personal Conrad Murray con lidocaína antes de la muerte de la estrella del pop.